La gente enojada cortó la calle y prendió fuego porque llevan varias horas de espera y no recibe atención en la Caja Social.

“Rodríguez Saá miente y juega con la necesidad de la gente”, señalaron algunos vecinos que concurrieron por segundo día a anotarse para acceder a los préstamos de $50 mil.

No Title

No Description

Alrededor de 200 personas, desde la madrugada de este viernes aguardaban en la puerta de la Caja Social y Financiera de la provincia, ubicada sobre calle Lavalle al 840. Querían inscribirse en los minicréditos de $50 mil.

Según contaron en el lugar, mucho estaban ahí desde horas de la madrugada. El problema llegó cuando las puertas de las oficinas se abrieron e informaron que no estaban anotando a nadie.

Fue el segundo día de desconcierto y malas informaciones. Como ayer a muchas personas les tomaron los datos personales, hoy volvieron muchos más. “Dijeron que iba a ir casa por casa inscribiendo a la gente, pero si no me toman los datos, cómo van a saber dónde vivo”, cuestionó un vecino.

Ya cerca de las 8:30 decidieron cortar la calle y quemar neumáticos. Había bronca y muchas expresiones de necesidad.

“Nos mienten, juegan con la necesidad de la gente”, relataron a El Chorrillero en medio de la incertidumbre que generaron los anuncios del gobernador, este martes.

“Vine a las 2:30, luego de esperar tantas horas, salió una señora para decirnos que iban a ir a nuestro domicilio”, explicó un hombre que quiere acceder a un microcédito para llevar adelante su proyecto, porque ahora sobrevive con las changas.

También llegaron algunos desde localidades vecinas. Un caso fue una mujer de San Jerónimo: “Necesito que me ayuden con trabajo porque tengo cuatro niños y no tengo como alimentarlos. En mi localidad no hay trabajo, tengo que ir al basural a buscar cartón para vender. Hay días que no comemos, mi hijo llora por un pedazo de pan”.

Un hombre con su bebé en los brazos relató que tiene otros tres hijos: “Nos dijeron que nos iban a dar un préstamo y a nosotros nos sirve, pero nos encontramos con esta situación. Es una vergüenza lo que hacen con la gente”.

“Es una falta de respeto que ahora pongan un cartel porque nunca informaron que no había que venir, lo peor es que juegan con la necesidad de la gente. Viene por este crédito para poder emprender”, manifestó una joven.

Publicado en ElChorrillero

Redacción Electoral
Últimas entradas de Redacción Electoral (ver todo)