Fue a votar el 64,40% del padrón. Algo similar vino ocurriendo en otras votaciones bajo el coronavirus. Pero además, el 12,13% decidió emitir su voto en blanco.

Las elecciones provinciales en Salta, última escala previa a las Paso nacionales, dejaron dos datos que prenden alarmas en todos los partidos y agrupaciones políticas del resto del país.

El primero fue la baja participación de la gente (votó el 64,40% del padrón habilitado); y el segundo, la cantidad de votos en blanco que se emitieron (12,13%).

El domingo, Salta votó para elegir senadores y diputados provinciales, también concejales en algunos municipios y convencionales.

Los frentes oficialistas Unidos por Salta y Gana Salta se quedaron con 9 de las 12 bancas que estaban en juego en la Cámara de Senadores, además de 20 de 30 diputados, 38 de 60 convencionales constituyentes y el intendente del municipio de Aguaray en las elecciones provinciales.

El candidato de Unidos por Salta, Emiliano Durand, se adjudicó el cargo de senador por el departamento Capital, con el 32,17% de los votos, seguido por el actual diputado nacional Martín Grande, de Juntos por el Cambio (JxC), con el 17,5%, con la totalidad de las mesas escrutadas.

En tanto, en la categoría a diputados provinciales del departamento Capital, el candidato más votado fue Víctor Lamberto, del Partido Identidad Salteña, que integra el frente oficialista Gana Salta, con el 20,51% de los sufragios.

A él lo siguen Bernardo Biella, del partido Salta Independiente, con el 14,21%, mientras que en tercer lugar quedó el candidato Roque Cornejo, de JxC, con el 13,97%, e Isabel De Vita, del Frente de Todos (FdT), con el 7,14% de los votos.

PARTICIPACIÓN Y BLANCO


La del domingo fue la elección con menos participación de las últimas cinco generales. Lo explicó la politóloga Elsa Llenderrozas, en El Economista.

La participación del domingo fue del 64,39%, contra el 2017 (72,38%) y 2019 (70,23%) y en menor medida, contra las primarias de 2019 (68,78%) y 2017 (64,8%).

Pero además, creció el voto en blanco: el domingo, fue más del doble (12,13%) que el registro más alto (5,46%) del mismo período y más de cuatro veces el de los casos restantes (3,11%, 2,54% y 2,50%).

Con datos que sobresalen. Por ejemplo, en la elección para concejales de Salta capital, el ganador fue José Miguel Gauffin, que obtuvo el 14,48% de los votos.

En segundo lugar, quedó el voto en blanco con el 13,07%.

Las de Salta fueron las terceras elecciones provinciales celebradas en lo que va del año.

Primero había sido Misiones, donde la concurrencia fue significativamente más baja que en oportunidades anteriores (59,53%, alrededor de 20% menor); Jujuy fue la siguiente, con una participación un poco mayor pero todavía lejos de votaciones anteriores (70,68%, alrededor de 10% menor).

Otro dato a tener en cuenta es lo que ocurrió en Río Cuarto en 2020.

Además de la victoria de Juan Manuel Llamosas, que seguirá al frente de la Municipalidad de Río Cuarto, el otro gran dato de lo que pasó el domingo 29 de noviembre del año pasado fue la baja participación electoral.

La participación de los riocuartenses en las elecciones municipales ya venía cayendo en los últimos años. Fue del 66% en el 2012 y del 63% en el 2016. Pero los comicios en pandemia la llevaron al piso.

En 2020, concurrieron a emitir su sufragio apenas la mitad de los 136 mil electores habilitados. No llegaron al 50%.

Publicado en La Voz

Redacción Electoral
Últimas entradas de Redacción Electoral (ver todo)