La lista de Unidos por Salta, que encabezó Emiliano Durand y que responde al gobernador de Salta, Gustavo Sáenz, ganó las elecciones legislativas con el 32,17% de los votos. En el segundo lugar quedó la nómina de Juntos por el Cambio, liderada por Martín Federico, que sacó el 17,48% de los votos.

En el tercer escalón quedó la segunda lista que apoyaba el gobernador, en un hecho inédito dentro de la política salteña, debido a que dos frentes electorales recibieron el respaldo del mandatario. La lista de Gana Salta, encabezada por Matías Posadas, Secretario de Gobierno de Sáenz, obtuvo el 11,87% de los votos.

Unidos por Salta y Gana Salta son apoyados por Saénz. El primero es puro del Gobernador, mientras que en el segundo el PJ local es la columna vertebral del armado político. Por ese frente, en el 2019, compitió Sergio “Oso” Leavy, el referente kirchnerista local. Desde que Saénz asumió el poder en Salta, el espacio forma parte del oficialismo.

El cuarto lugar quedó en manos del Frente de Todos, que obtuvo el 9,17% de los votos; el quinto escalón fue para Unión Cívica Radical, con 7,42%, y el sexto escalón para el frente Salta Independiente, que sacó 6,41% de los votos.

El séptimo lugar fue para la lista de Salta para Todos con 4,74%, el octavo para el Frente de Izquierda con el 4,68%, el noveno para el Frente Política Obrera con el 3,20% y el décimo para el Frente Grande con 2,86%.

Entre los frentes “Unidos por Salta” y “Gana Salta”, el espacio del gobernador Gustavo Sáenz consiguió en las elecciones de medio término provinciales un rotundo triunfo conquistando 9 de los 12 cargos a senador que se disputaban, 20 diputados de 30 y 38 convencionales constituyentes de 60.

“Es un orgullo poder decirle al país que en Salta no hay grietas, nuestra Salta hoy no se pintó de amarillo ni de celeste. Nosotros debimos encontrar las cosas que nos unían a los salteños para dejar de lado la lógica amigo/enemigo porque sabemos que no se construye desde ahí y a trabajar en este proyecto político”, resaltó el gobernador luego de que se conocieran los resultados.

“Hoy podemos decir que nace un nuevo movimiento en Salta, un movimiento provincial donde abrimos los brazos a todos los salteños de bien que quieran acompañarnos para sacar a la provincia adelante. Este grupo de hombres y mujeres que hoy nace y se fortalece va a trabajar juntos más que nunca para mejorar la calidad de vida de todos y cada uno de los salteños”, destacó.

Durand, el ganador de la jornada, es un periodista que llegó a la política de la mano del gobernador Saénz.

Bettina Romero, intendenta de Salta Capital e hija de ex gobernador salteño y actual senador Juan Manuel Romero, resaltó su apoyo al ganador de la jornada.

“Estamos muy contentos por esta elección. Nos enorgullece haber apostado a Emiliano y apoyado su desembarco en la política. Creo que va a hacer una excelente gestión y estamos celebrando el apoyo contundente de los salteños al trabajo que estamos realizando en nuestra Ciudad”, expresó Romero luego de conocer los resultados.

Este año, Salta renueva 12 senadores, 30 diputados provinciales, 343 concejales, 60 convencionales constituyentes, además del intendente del municipio de Aguaray, con siete frentes electorales habilitadas para participar.

Después de emitir su voto, cerca de las 10 de la mañana, Sáenz dijo que “la única forma de cambiar la realidad es expresándose en las urnas” y se refirió a la elección de Convencionales Constituyentes: “Hoy se vota algo que no es menor, la posibilidad de modificar la Constitución para limitar, entre otras cosas, el mandato eterno de legisladores, intendentes y también del propio gobernador”.

“Es un hecho histórico que los políticos propiciemos la limitación de la política. Esto hará que la gente pueda elegir en libertado en sus pueblos y además que muchos se animen a participar en política”, afirmó el mandatario.

En esa línea, finalmente, agregó: “Estoy seguro que este era un pedido de la gente, en 2019 me comprometí en campaña a que íbamos a reformar la constitución para limitar mandatos y hoy lo estoy cumpliendo”.

En medio de las nuevas disposiciones por la pandemia de coronavirus, 1.052.535 ciudadanos salteños estuvieron habilitados para votar. De ese total, 1.046.734 son empadronados argentinos y 5.801 extranjeros. Se habilitaron 3.198 mesas, dispuestas en 505 establecimientos en todo el distrito, bajo un estricto protocolo sanitario establecido por la Justicia Electoral local.

El de Salta es el tercer test electoral del año, tras los comicios en junio pasado en Misiones y Jujuy, donde con comodidad se impusieron los oficialismos provinciales.

Se presentaron siete frentes electorales. Además de los oficialistas Gana Salta y Unidos por Salta, se sumaron dos facciones que responden al kirchnerismo: el Frente de Todos y Salta para Todos. Además, compitieron Juntos por el Cambio +, y dos alianzas que representan a agrupaciones de izquierda: Frente de izquierda y de Trabajadores-Unidad y el Frente Partido Obrero-MAS.

Juntos por el Cambio + está integrada por los partidos PRO-Propuesta Republicana, Ahora Patria y la Unión Cívica Radical, además de la agrupación municipal Libertad y Trabajo.

La alianza Frente de Izquierda y de Trabajadores–Unidad está conformada por los partidos Movimiento Socialista de los Trabajadores y de Trabajadores por el Socialismo, mientras que al “Frente Partido Obrero-MAS” la integran los partidos Obrero y Movimiento al Socialismo (MAS).

La oficialista Gana Salta está conformada por los partidos Justicialista, Frente Salteño, Frente Plural, Memoria y Movilización Social, Movimiento Libres del Sur, Fe, del Trabajo y la Equidad (ParTE), Unión Victoria Popular, las agrupaciones Demócrata Comunal y Dignidad y Trabajo y nueve agrupaciones municipales.

Publicado en Infobae

Redacción Electoral
Últimas entradas de Redacción Electoral (ver todo)